20181018_Santiago_Rull_CEODISA_Congreso APPA
La compañía cuantifica en un 40% el sobrecoste de construcción de un parque eólico en Canarias sobre Península y pide tratamiento específico para el Archipiélago

El Grupo DISA ha concluido las obras de construcción de sus primeros parques eólicos en Canarias, que suman 44 megavatios (MW) de potencia. “Estamos pendientes solo de que Red Eléctrica de España (REE) acabe las obras de la subestación que nos permitirá verter toda esa energía a la red de transporte eléctrico para distribuirla hasta los consumidores finales”, aseguró el Consejero Delegado de DISA Renovables, Santiago Rull. El consejero de DISA pidió celeridad a REE para que los nuevos parques puedan empezar a funcionar antes del 31 de diciembre de 2018, fecha impuesta por el Gobierno de España.

“De nada sirve terminar nuestros parques si no podemos conectarlos a la red”, explicó Rull. “Hemos superado muchas dificultades durante la obra con el firme propósito de cumplir al 100% con el compromiso de inversión que asumió DISA en el último cupo eólico para impulsar y liderar la transición energética en Canarias”, informó Rull. El Consejero Delegado de DISA Renovables confesó que “sería lamentable que, después de tanto esfuerzo de todo el equipo, el 25% del cupo de 250 MW primados para Canarias se quedara fuera porque REE no logre habilitar en tiempo los puntos de conexión imprescindibles para la puesta en funcionamiento de los parques que conectan a esta subestación situada en la zona de Icor, Arico”.

Rull participó en una de las mesas de debate del Congreso de Renovables 2018 organizado por la Asociación de Empresas de Energías Renovables (APPA) en Madrid. Ante 400 expertos del sector energético de España, el Consejero Delegado de DISA Renovables explicó que construir un parque eólico en Canarias tiene un sobrecoste del 40% sobre la Península. “Ante la calima y el ambiente salino hay que “tropicalizar” las máquinas y protegerlas, lo que se suma a los costes de transporte por la lejanía, fragmentación e insularidad, y las cimentaciones con pilotajes a 30 metros de profundidad para asegurar los aerogeneradores sobre suelo volcánico”, expuso.

Canarias es el territorio español con mejores condiciones meteorológicas para la explotación de las energías renovables. “El sol atrae a las islas a 16 millones de visitantes al año y el viento es constante y sin estacionalidad”, explicó Rull. “Canarias no es un lastre, es la oportunidad para que España alcance los objetivos internacionales a los que se ha comprometido para el desarrollo de renovables, pero necesitamos un tratamiento específico para explotar todas nuestras posibilidades”, afirmó.

Rull defendió la conveniencia de reservar parte del Fondo Europeo para el Desarrollo de las Regiones (FEDER) para ayudas a la implantación de Energías Renovables en Canarias. “Serviría para compensar parte de estos sobrecostes, incluidos los que genera a Red Eléctrica de España la habilitación de los puntos de enganche para las energías renovables a la red de transporte de electricidad en los seis sistemas energéticos aislados que existen en Canarias”, aseguró.

Rull compartió mesa de debate con Santiago Gómez, consejero delegado de Acciona Green Energy, Ignacio Colmeneras, consejero delegado de Ence Energía y Celulosa, y Javier Anzola, consejero delegado de Viesgo Generación. DISA puso acento canario en el análisis de la situación del desarrollo de las renovables en este Congreso, ya que poco tiene en común con la construcción y expansión de renovables en la Península.

El Consejero Delegado recordó que DISA lleva 85 años garantizando suministro energético en Canarias. Actualmente, la compañía cuenta con un equipo de casi 4.000 personas que suministra energía en las 8 islas, con presencia también en la Península Ibérica como licenciatarios de la marca Shell. La diferencia con otros operadores es que DISA no es una compañía refinera, sino una empresa dedicada a la provisión integral de servicios y productos energéticos. “Abarcamos la compra de diferentes productos, su almacenamiento, distribución, comercialización en EESS, clientes directos, etc., generación eléctrica con renovables y comercialización de electricidad, que es 100% renovable”, aseguró y destacó que “DISA lidera la transición energética: a finales de este año tendremos operando 67 MW entre eólicos y fotovoltaicos, con la aspiración de entrar también en el mercado peninsular con renovables”.